Siguiendo la línea de diseño de su hermana mayor en la Patacona y ubicada en el emblemático barrio de Ruzafa, La Más Bonita Ruzafa nace en un antiguo horno que ha estado en funcionamiento desde el año 1933 hasta la jubilación de su anterior dueño. Han sido muchos los elementos que se han conservado con respecto al local de la playa, desde una réplica exacta de la barra, su gran vitrina para mostrar todas nuestras tartas hasta los colores azul y blanco pasando, como no, por la bici colgando del techo.

Una de las novedades más características de este nuevo local es, sin lugar a dudas, el horno giratorio de 3,5 metros de diámetro. Enmarcado por una carpintería azul y detrás de una cristalera podrás disfrutar de la creación de nuestras tartas en directo. ¡Incluso nos hemos atrevido con una pequeña terraza! Una pequeña zona exterior cubierta que da la bienvenida a todo aquel que quiera entrar en La Más Bonita Ruzafa. Hemos querido conservar el aire acogedor de La Más Bonita Patacona, con techos altos revestidos con lamas de madera blanca y la entrada de luz natural recogiendo así parte de la esencia que tiene su hermana mayor. Vestida con paredes de ladrillo macizo nos permiten sacar a la luz este bello material y conseguir el aspecto rústico característico de La Más Bonita que, combinado con el color blanco, ofrece un aspecto de frescura y modernidad a un ambiente tradicional. Tampoco nos hemos querido olvidar de los paseos en bici y hemos vuelto a confeccionar una ruta para recorrer una parte del casco antiguo de Valencia y terminarlo con una de tus tartas favoritas.

En resumen, hemos querido que te sientas como en casa… ¿Lo hemos conseguido?